Blogia
ONU global

En el siglo XXI las Leyes tendrán sus indicadores específicos.

Los gestores de la cosa pública  saben -o no?- que lo que no se mide es dificilmente gestionable.

¿Y que es lo que NO se puede medir?. Fijémonos en el calor –que no es la temperatura- y se mide... ¿Y el trabajo que se mide en Julios? Ya es “fácil” medir el peso, pero y la masa?.

Si pensamos en estos ejemplos, parece un juego de niños ponernos de acuerdo en la atención que  prestamos a los mayores. Seguro que hay que mirar los presupuestos e ir a la oficina de estadística a ver los gráficos de edades; también habrá que encargar una operación estadística y arbitrar un sistema sencillo para no dejar perder las series...y bueno, al cabo de unos años sabremos no solamente los ratios de inversión por “mayor”, si no los distintos tipos de necesidades y cuan bien se cubren. Por ejemplo si cada año se nos queman tres o cuatro en un incendio...mal.

En fin, hay que medir; hoy día no es de recibo que las fuerzas políticas de un consistorio no se pongan de acuerdo en un sistema de indicadores básico. Ponerse de acuerdo.

Un  paso paralelo es medir la eficacia de las leyes; estas son como los procedimientos en una empresa u oficina. Salvo que algunos Diputados “oigan voces” que justifican las leyes que promulgan –espero no haber contribuido a hacerlos Diputados con mi voto-, en general deben tener un medio de saber si esa Ley cumple los objetivos para los que fue promulgada o no. Y aquí hay tela que cortar.

Por ejemplo:

Hay un juicio, encuentran culpable al acusado  y le condenan a 2000 años de cárcel. Conforme a Ley; hizo tanto daño que las penas por todo el mal que hizo suman 2000 años. Pero en España cumplirá 20 como máximo. Si hace cursos y muestra una conducta ejemplar: 16.

Los legisladores han tenido que tener poderosas razones para hacer esto. ¿Cuáles han sido?. ¿Y porque 20 años y no 2?. ¿Por qué si la condena total pasa de 200 años no le condenan a 50?

Bien, en todo caso habrá que estudiar los efectos de la Ley, tendrán que ver los resultados... no vaya a ser que estemos tolerando un procedimiento u ordenamiento  que va a producir delincuentes en serie (asesinos, violadores...) y cada vez más jóvenes. ¿Por qué no?. Supongamos que te gusta violar y te planteas que si te pillan con 10 cumples 16 añitos y si te pillan con 100 cumples 16 añitos. ¿Qué decides?. Ítem más: ¿Cuándo interesa comenzar la carrera?.

Recuerden: lo que no se mide no se puede gestionar...salvo que “oigas voces”. Cada Ley podría venir acompañada de dos, tres, cinco indicadores que sirvieran para seguirla. Algún  político profesional pensará “¿ cinco indicadores?.....cincuenta se necesitarían para una Ley del Suelo”. Yo discrepo: como salen con ninguno...cinco me parece un buen número para comenzar.

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres